Naturopatía

Se refiere a la medicina de todos los tiempos, es todo aquello que nos permite vivir en consonancia con la naturaleza que nos rodea y en coherencia con nosotros mismos para lograr un estilo de vida saludable. “Vis Medicatrix Naturae” El poder curativo de la Naturaleza “Que tu alimento sea tu medicina y que tu medicina sea tu alimento” Aforismo hipocrático. El concepto de “Terreno” o predisposición lleva a reconocer todos los aspectos que pueden desencadenar, empeorar o mejorar un padecimiento o cambio en la salud. Se refiere a la constitución física, psíquica, emocional que a su vez confiere a las personas diferente capacidad de adaptación al medio ambiente y a la sociedad. Se procura encontrar el origen de los padecimientos y corregirlos con alimentos apropiados, hábitos saludables, descanso adecuado, ejercicio y plantas que reequilibren la homeóstasis del cuerpo. Para una valoración global se tendrá en cuenta: Se elabora una Historia clínica completa Alimentos que consume, Costumbres, deporte que realiza Exploración física general Visualización del iris Valoración de zonas reflejas del cuerpo: aurícula (aurículopatía), pies (Reflexología podal), lengua, iris (Iridología), para el diagnóstico o para el tratamiento. Además de una alimentación y hábitos adecuados se puede recomendar: Fitoterapia: plantas en infusión, cápsulas, pomadas u otras formas de administración si convienen para tratar alguna patología o como complemento alimentario para compensar déficits. Oligoelementos: son aquellos que deben estar en nuestro cuerpo en cantidades muy pequeñas como el cobre (cu), manganeso (mn), Zinc (Zn), Cobalto (Co) etc. Se utilizan en Naturopatía para ayudar a agilizar y recuperar el equilibrio en la función del organismo. Otras recomendaciones: baños, emplastos, aplicaciones de calor o frío.